PSEUDOESCEPTICOS INVOLUCRADOS EN UNA NUEVA ESTAFA PARANORMAL?



Solo unas semanas después de que su nombre se viese involucrado en el fraude de las falsas postales ummitas (ver EOC nº 79 y 80/81), y que EOC desenmascaró como un engaño para promocionar la venta de un libro en exclusiva, el conocido periodista pseudo-escéptico argentino Alejandro Agostinelli vuelve a aparecer relacionado con un negocio tan turbio como rentable.

Agostinelli se ha sumado a los “expertos” que solicitan las donaciones económicas de los internautas para investigar lo que presentan como un supuesto fenómeno “extraño”… pero que no lo es.



Agostinelli y los demás involucrados en el Proyecto Ojo, pretende reunir a través del crowdfunding una generosa suma para investigar lo que califican como un fenómeno sin precedentes en la historia de las anomalías…


Además de los supuestos “cientificos”, “expertos” y pseudo-escépticos que pretenden legitimar la recaudación de fondos entre los internautas para realizar un “estudio científico”, sobre lo que califican como un fenómeno extraño, otros divulgadores mucho más crédulos y conspiranoicos, como el conocido youtuber Alberto Canosa, también se han subido al carro de la noticia, para hacer caja a través del supuesto misterio de las “islas extraterrestres”…

Sin embargo no existe tal misterio.

Ayer 11 de septiembre nuestro compañero Juan José Sánchez-Oro resolvía el misterio. Se trata de ecosistemas (los embalsados) conocidos desde hace muchos años, y que no tienen nada de sobrenatural o misterioso.

En este artículo por ejemplo, publicado por el Dr. Juan José Ibañez (investigador del CSIC) en 1999 se detalla su origen y naturaleza: 
http://www.madrimasd.org/blogs/universo/2009/01/10/110938

Resulta comprensible que los youtuber conspiranoícos y exopolíticos como Canosa, no tengan conocimiento sobre el origen de ese falso fenómeno, pero como es posible que supuestos “investigadores escépticos” ignoren la naturaleza de un fenómeno, los embalsados, tan conocido por la ciencia?

Ahora solo queda dilucidar si el origen del supuesto misterio obedece a un fraude consciente con objeto de conseguir dinero, o algún tipo de experimento pseudo-esceptico para desacreditar a los aficionados a lo paranormal que se unan al proyecto.

En un supuesto u otro nosotros les ahorraremos todos los esfuerzos, la inversión económica y la angustiosa expedición al misterioso “ojo” aclarándoles desde ya su naturaleza: un ecosistema de embalsado…



Leave a Reply

COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES

Entrada destacada

TABU: EL TESTIGO COMO OBJETO COMERCIAL

Riiing, riiing… Suena el teléfono. Otra vez. En esta ocasión llaman de El Programa de Ana Rosa, o el de Susana Griso, o el de Iker...

Archivo

ACCEDE GRATUITAMENTE A LOS CONTENIDOS DE EOC

ACCEDE GRATUITAMENTE A LOS CONTENIDOS DE EOC
¡DESCARGA TU REVISTA EN PDF GRATIS!